La primera dama Melania Trump, a la izquierda, se para cuando la reina Isabel II sonríe mientras habla con el presidente Donald Trump en el Palacio de Buckingham, el lunes 3 de junio de 2019, en Londres. ((FOTO AP / ALEX BRANDON))

El presidente Donald Trump se reunió con la reina Isabel II el lunes durante una visita de dos días a Gran Bretaña que tiene como objetivo fortalecer los lazos entre las dos naciones, aunque el viaje corrió el riesgo de ser eclipsado por la agitación del Brexit y una disputa política con el alcalde de Londres.

Trump y su esposa Melania fueron recibidos en el gran jardín del Palacio de Buckingham por la reina Isabel II e inspeccionaron la Guardia de Honor formada por los guardias granaderos con los sombreros tradicionales de piel de oso.

Los saludos a las armas reales se hicieron el lunes desde el cercano Green Park y desde la Torre de Londres como parte de la ceremonia que acompaña a una visita oficial al estado, uno de los más altos honores que Gran Bretaña puede otorgar a los líderes extranjeros.

El príncipe Carlos, el heredero al trono, y su esposa Camila dieron la bienvenida a los Trump mientras bajaban los escalones de su helicóptero.

Antes de que el Air Force One llegara al norte de Londres, Trump criticó en Twitter al alcalde de Londres, Sadiq Khan, líder de la ciudad donde el mandatario estadounidense se quedará dos noches.

La crítica surgió porque Khan escribió en la columna de un periódico que Trump no merecía ser recibido con alfombra roja en Gran Bretaña y era “uno de los ejemplos más notorios de una creciente amenaza global” desde la extrema derecha hasta la democracia liberal.

“@SadiqKhan, quien por todas las cuentas ha hecho un trabajo terrible como alcalde de Londres, ha sido tontamente ‘desagradable’ hacia el presidente de Estados Unidos que está de visita, el aliado más importante del Reino Unido”, escribió Trump justo antes de aterrizar. “Es un perdedor que debería concentrarse en el crimen en Londres, no en mí”.

El presidente agregó que Khan le recordó al “terrible” alcalde de su ciudad natal _el de la ciudad de Nueva York, Bill de Blasio_ aunque “solo a la mitad de su altura”. De Blasio, un demócrata, es un candidato en la carrera presidencial de 2020. Los partidarios de Khan han acusado a Trump de ser racista contra el primer alcalde musulmán de Londres.

Dejar respuesta